¿Cómo funciona?
5.0 1 43 0
12.06.2020

Retro Review Dragon Age: Origins - Parte III

Esto otorga una gran flexibilidad a la hora de jugar a tu personaje como mejor te parezca, si prefieres el subterfugio y el sigilo, así como el combate con dos armas, el pícaro igual es tu mejor elección con algunas de sus potentes especialidades como duelista o asesino. O también puedes ser un guerrero berserker o un campeón que inspire a los demás aliados con su presencia Y como no podría faltar, tenemos al mago cuya gestión es la más complicada, pero puede ser muy divertida.


El personaje tiene su disposición, además de las habilidades propias de su clase y especialidad, un árbol de talentos para todas las clases que determinaran aún más el modo de juego que quieras llevar, en este se gestionan temas como la coerción o las diferentes y posibles artesanías incluidas en el juego como la herbolaria o la creación de trampas y venenos. La personalización de las clases es variada y aunque repitas el juego, por segunda o tercera vez no será la misma experiencia, particularmente me lo ha pasado con todas las clases, probando una variedad de combinaciones de especializaciones.

Otro tema aparte y de importancia a tener en cuenta es la selección de raza, pues se tiene en cuenta a la hora de interactuar con otros personajes o de ir a distintos lugares. Al seleccionar la raza del personaje, notaras que a su vez algunas se dividen en subrazas o más bien estereotipos en algunos casos y otras vienen determinadas por las clases que escojas para esa raza. Esto se define por las seis historias iniciales únicas de cada raza, cada historia única y personaje tiene un apellido que determinara dicho origen. Por ejemplo, la raza humana puedes elegir entre noble humano o mago; el noble humano puede ser guerrero o pícaro, pero nunca mago. Esto se debe al trasfondo único de los magos en el juego. Pues todos los magos deben ir a la torre. Otro ejemplo es el elfo Dalishiano y el elfo urbano, ambos pueden ser guerreros o picaros. Pero si escoges un elfo mago derivara en la historia de la torre la igual que el mago humano. En el caso de los enanos, tenemos al noble y al descastado, solo pueden ser guerreros o picaros y nunca magos, pues en este universo los enanos no tienen capacidad para hacer magia.

Debemos elegir con cuidado y basado en nuestro gusto, aunque comenzamos en ubicaciones diferentes con cada combinación de raza y clase, la historia converge hasta un punto común, no obstante, las interacciones y reacciones serán unas u otras. Especialmente cuando puedes y debes regresar a tu lugar de origen. Así pues, si eres un elfo urbano, al momento de regresar a la elferia, te recordarán, así como tus acciones pasadas y reconocerán en ti a uno más, como amigo, familia o camarada. Se debe tener en cuenta el trasfondo de cada raza; los enanos no suelen salir a la superficie y los que lo hacen se les considera parias, los elfos son ciudadanos de segunda, los magos son considerados peligrosos y controlados por la capilla. No obstante, el ser Guardia Gris te da un poco de libertad en este aspecto, pues introduce al personaje en otra categoría, si bien nunca dejara de ser un elfo o un mago y se conservan los prejuicios, a la hora de un trato, se tratará como Guardia Gris antes que elfo o mago. Aunque es cierto que en ocasiones esto se diluye un poco, al punto que los prejuicios contra los elfos en el caso de tu personaje pasan a ser algo secundario avanzada la historia.

5.0 (1)
Autor Gwyn
Artículos interesantes
Chat